DENTRO DE LA TIERRA HUECA – Un mensaje de Mikos

«Más del 95% de las naves estelares que la gente ve, provienen del interior de la Tierra Hueca y no de otros planetas.»
Divulga Amor y Luz

«Más del 95% de las naves estelares que la gente ve, provienen del interior de la Tierra Hueca y no de otros planetas.»

ESCUCHA…

 

 


LEE…

 

Todos los planetas son HUECOS, con aberturas en los polos norte y sur. Han puesto un campo de fuerza sobre las aberturas polares para camuflar las entradas y protegerlas de avistamientos terrestres y aéreos.

Más del 95% de las naves estelares que la gente ve, provienen del interior de la Tierra Hueca y no de otros planetas. Esas naves espaciales transportan suministros a TELOS, una ciudad subterránea dentro del monte Shasta en California, y a las otras 120 ciudades subterráneas ubicadas a pocas millas de profundidad de la corteza terrestre, y que conforman la llamada Red de Agartha.

Las nubes lenticulares que muchos ven flotando sobre el Monte Shasta, se crean dentro de la Montaña para camuflar el ir y venir de las naves de carga desde el interior de la Tierra Hueca. Nuestro puerto espacial está ubicado dentro de la Tierra Hueca, en alineación directa con las aberturas de los polos norte y sur.

Nosotros no estamos atrapados en la Tierra como ustedes y podemos irnos cuando lo deseemos. Nuestros pasos no están limitados y podemos viajar por todo el Universo a voluntad. No hay restricciones físicas, porque aplicamos las Leyes Universales de Energía y usamos las autopistas que ya hay en todo el Universo. No podemos perdernos, porque todo está trazado y todo está en constante comunicación con todo lo que existe. Simplemente accedemos a esa red «viva» que siempre está transmitiendo y nos movemos a través de ella sin esfuerzo.

Como estamos aquí en el centro del interior de la Tierra, ustedes están aquí con nosotros en conciencia. Porque la conciencia es un “lugar”, un lugar más sólido que sus lugares físicos. Así que sí, te sientas al escritorio que tienes en la superficie para tomar este dictado, pero conscientemente estás con nosotros dentro de la Tierra Hueca. Tú estás literalmente en dos lugares a la vez. ¿Entiendes la multidimensionalidad ahora?

Ahora que estás en ambos lugares simultáneamente, te mostraremos “nuestro lugar”. Mientras exploras nuestro paisaje, “verás” las aberturas de los agujeros en los polos. Dichas aberturas son lo suficientemente anchas para que entren algunas naves nodrizas. Puedes “ver” el puerto espacial, que se extiende cientos de millas en un círculo intercalado con flores, pastos, arbustos, árboles y cascadas. No se parece en nada a vuestros aeropuertos áridos y de cemento, desprovistos de vida; sino que más bien es como un jardín con transbordadores espaciales y naves espaciales anidadas pacíficamente dentro de nuestro mundo.

Apenas sabemos cuándo van y vienen, ya que no emiten sonidos estridentes y apenas detectamos algún sonido cuando aterrizan o despegan. Están en completa armonía con nuestra vibración amorosa y se mueven en silencio. Podemos ver visualmente sus movimientos mientras vuelan con gracia hacia adentro y hacia afuera a través de los polos. No causan perturbaciones ni en el sonido ni en la vibración, y no hay contaminación ni destrucción de nuestro medio ambiente. Ese es un gran contraste con los aeropuertos que tenéis en la superficie, ¿no es así?

Y nunca tenemos «fallas», ya que cada componente de nuestras naves es monitoreado por nuestras computadoras de aminoácidos y detectamos y corregimos cualquier problema de inmediato. Nuestra tecnología está mucho más avanzada que la vuestra, porque nosotros hemos tenido la oportunidad de disfrutar de unas condiciones de vida pacíficas para desarrollarla continuamente durante milenios, sin interrumpir nuestra vida.

Por eso tu inmortalidad es tan crucial. Cuanto más tiempo vivas en el mismo cuerpo, más podrás desarrollar tus talentos y tecnologías, y más podrás crear y perfeccionar las cosas, en lugar de detenerte y comenzar de nuevo en cada vida subsiguiente. Todo ese parar y empezar una y otra vez no te lleva a ninguna parte. Estás continuamente «reinventando la rueda» y nunca te mueves más allá de ella. Es un estancamiento en la evolución que no te lleva a ninguna parte.

Todo eso ha terminado, ya que la Madre/Padre Dios de este Universo ha enviado el edicto de que la Tierra tiene que seguir adelante y ya no puede retener al resto de la Galaxia. Todos los demás planetas de vuestro Sistema Solar ya han ascendido, y es la Tierra al que toda la Vía Láctea ha estado esperando.

Los rezagados ya no podrán retener a la Tierra. A partir de ahora, todos los rezagados encarnarán en un planeta aislado donde no se les permitirá volver a interferir en la evolución de una especie, planeta, galaxia o universo. Ese es el edicto que ha sido transmitido desde nuestro Gran Sol Central, Alfa y Omega.

Pronto sentirás solo felicidad, ya que todas las fuerzas negativas y entidades destructivas se irán en masa a través de la muerte y saldrán de tu Universo.

El largo sufrimiento ha terminado, y por fin serás libre y experimentarás la vida como siempre estuvo destinada a ser experimentada. Puedes sentir esa dicha ahora mismo; siente la anticipación ahora y tráela a tu vida ahora, porque ya está aquí y se hará cada vez más fuerte con el paso de los días.

Diariamente ve tu mundo a través de los ojos del Amor y siente en tu corazón que ese es el futuro de la Tierra.

Yo Soy Mikos, siempre dirigiéndote mi Amor.

 

Desconocemos al canalizador/a

Más textos y canalizaciones relacionados con los intraterrenos narrados por Mi Voz Es Tu Voz  AQUÍ

Una única vez
Mensual
Anual

Haz una donación única

Haz una donación mensual

Haz una donación anual

Elige una cantidad

€11,00
€22,00
€55,00
€11,00
€22,00
€55,00
€111,00
€222,00
€555,00

O introduce un monto personalizado


¡Mil gracias por tu generosa colaboración!

¡Mil gracias por tu generosa colaboración!

¡Mil gracias por tu generosa colaboración!

DonarDonar mensualmenteDonar anualmente

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.