canalizaciones eSSenios

LA CRISIS ACTUAL – Jeshua a través de Pamela Kribbe

Divulga amor

«Esta crisis abrirá nuevos caminos para la humanidad. Ahora estás invitado a cambiar, a abrirte al camino del corazón.»

ESCUCHA…

 

 

 


 

LEE…

 

Queridos amigos, amados hermanos y hermanas, soy Jeshua, vuestro amigo, vuestro hermano.

Veo la inseguridad y el miedo que estáis experimentando en esta crisis que afecta a todo el mundo. Todos estáis juntos en esto. La forma en que el virus corona os afecta en vuestra vida diaria es profunda e individual. Os golpea a vuestra manera, en vuestras propias circunstancias individuales; sin embargo, todos estáis conectados a ello. Y eso es lo que distingue a esta crisis en este momento: que une a la humanidad, aunque potencialmente también podría dividirla.

Como en todas las crisis, estás invitado y retado a elegir. Decantarte por el miedo y la lucha o elegir el amor, elegir el camino del corazón. ¿Y qué significa elegir el camino del corazón? No es fácil hacerlo cuando te enfrentas a una inseguridad profunda, ya sea miedo a la enfermedad, miedo a la inseguridad económica, falta de dinero… Elegir el amor, elegir el camino del corazón, es aceptar todo esto, aceptar lo que está sucediendo ahora y confiar en que hay un flujo más profundo, una inteligencia más profunda que no puede ser captada por tu mente humana. La mente humana reacciona a la energía que le pones, y si esa energía se basa en el miedo, la mente creará mucho pánico, mucho ruido mental, lo que hace que sea más difícil conectarse con el corazón, con tu alma.

Por lo tanto, elegir el camino tranquilo, el camino del corazón y el amor, aquí significa quedarse quieto, abrazar la «ignorancia», «no saber» lo que sucederá, «no saber» qué hacer.

Ríndete por un momento y siente que hay respuestas más profundas a las preguntas de tu vida y que recibirás las respuestas, aunque éstas no procedan de la mente.

Este es un momento desafiante, pero antes de que este desafío ocurriera, el mundo ya estaba severamente desequilibrado y sumido en el caos. La humanidad se halla en una especie de punto de ruptura. Existe una verdadera necesidad de alcanzar una conciencia basada en el corazón para que la humanidad perviva.

La humanidad vive en el planeta Tierra. La Tierra es un ser vivo que tiene alma. La Tierra tiene su propio ritmo. Necesita un tipo de equilibrio y paz que permita a todas las formas de vida detenerse en él, permanecer en él. Y como saben, el equilibrio natural de la Tierra se ha visto gravemente alterado. Este virus corona que está afectando a la humanidad tiene mucho que ver con la manera en que la humanidad trata a la Tierra, con la manera en que la humanidad trata a la Naturaleza. Sin embargo, la Tierra no es solo algo externo a ti, no es solo la realidad material en la que vives. La Tierra y la Naturaleza también están dentro de ti, dentro de ti como ser humano. Y la forma en que actúan los humanos, tal como son, a menudo entra en conflicto con su propia naturaleza, con su propio ser natural terrenal.

Las personas a menudo no se quedan en casa en compañía de ellas mismas, se hallan en constante conflicto con la vida, con sus propios sentimientos y emociones. A diferencia de los seres naturales de este mundo, ustedes no se sienten cómodos consigo mismos. Esa clase de auto-juicio y desprecio a sí mismo que está presente en la mayoría de las personas es muy antinatural. Es el resultado de una larga historia en la que no voy a entrar ahora. Quiero exponerlo solo para hacerles saber que lo que está sucediendo ahora es la respuesta a un profundo desequilibrio dentro del espíritu humano y que la salida es el Amor.

No puedes controlar esta crisis. Por supuesto, es necesario y muy práctico tomar precauciones y combatir el virus como lo hacen los gobiernos. Sin embargo, en un nivel interno tienes que rendirte a él, rendirte al «no saber» que decía antes, «caer en lo profundo» y comenzar a escuchar en silencio el mensaje que tu alma te transmite ahora. Pregúntate si en tu vida, en tu vida particular, escuchas a tu propia naturaleza. ¿Prestas atención al llamado de tu alma? ¿Qué es lo que realmente anhela tu alma? ¿En qué medida estás atrapado en la lucha diaria por la supervivencia, el éxito y el dinero? Aprovecha este momento para profundizar y escuchar a tu alma que está profundamente conectada con tu naturaleza humana terrenal, con la Tierra misma.

A medida que todo a tu alrededor se ralentiza y se detienen tantas y tantas actividades humanas, conéctate con el espíritu de la Tierra. Si aún puedes salir, busca un lugar en la naturaleza para sentir a la Madre Tierra; o si te quedas en casa, imagina que tu conciencia desciende por tus pies hasta la Tierra y conéctate con su corazón, el corazón vivo de la Tierra. Siente que existe una sabiduría e inteligencia en la Tierra misma, y que ahora puede apoyarte. Puedes recibir inspiración de ella. Y esa inspiración está en un nivel más profundo, no está «fuera de ti», si no «dentro de ti»; tú eres un hijo o una hija de la Tierra, una criatura natural. Ábrete a su sabiduría; permite que fluya hacia tu cuerpo. En lugar de pensar con la cabeza, permite que la inteligencia de la Tierra entre en ti a través de tus pies, tus piernas y tu abdomen.

No estás solo en esto. Nosotros estamos contigo. Esta crisis abrirá nuevos caminos para la humanidad. Ahora estás invitado a cambiar, a abrirte al camino del corazón. Hay respuestas en tu interior, confía en ellas. Siente tu Unidad con todas las demás personas, siente tu conexión.

Es el Amor lo que salvará a la humanidad.

Jeshua

 

Canalizado por Pamela Kribbe

 

Más canalizaciones de Pamela Kribbe narradas por Mi Voz Es Tu Voz  AQUÍ

 


 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: